jueves, 22 de noviembre de 2007

Rosendo y Delinqüentes estrenan tres locales de ensayo en Leganés

M. DÍAZ
MADRID. Los locales de ensayo de música tienen un valor casi incalculable para los integrantes de las bandas amateurs. La extensa lista de grupos de música de Leganés tienen, desde este fin de semana, tres nuevos locales de ensayo para disputarse. La inauguración, como no podía ser de otra manera, se hará con música, y no de cualquiera: Rosendo y Los Delinqüentes serán los protagonistas.
Junto a ellos, las almas de los locales de ensayo que abren sus puertas: las bandas noveles de la propia localidad. «No está previsto que coincidan sobre el escenario, pero sí en las sesiones de ensayo», explican fuentes municipales.
Los conciertos se celebrarán hoy y mañana en una carpa con un aforo para 4.000 personas que se ha habilitado junto al polideportivo Manuel Cadenas (Paseo de la Ermita, 21), muy cerca de todos los locales de ensayo, tanto de los tres nuevos como de los ocho ya existentes, y que ahora además se han remodelado.
Toda la fiesta musical del fin de semana, enmarcada en el programa «Dejóvenes», será gratuita.
A partir de las ocho
Hoy por la noche, a partir de las 20.00 horas, abrirán boca los leganenses D´ Callaos y Pellizco, que antecederán a los animadísimos Los Delinqüentes, una banda jerezana que promete hacer bailar con su optimista pop-aflamencado.
Mañana, también a partir de las 20.00 horas, se citarán sobre el escenario varios grupos noveles más (Palabras Necias, DOD y Penitenzia) antes de que el incombustible Rosendo Mercado salte al escenario con su rock directo y urbano ya mítico.
Con la apertura de tres nuevos locales de ensayo el fin de semana, Leganés ya cuenta con once salas de este tipo, tres en régimen de alquiler por horas y el resto, por meses.
El Ayuntamiento ha destinado unos 500.000 euros para habilitar las nuevas salas y ampliar, remodelar y equipar las anteriores. Todas se abren prácticamente todo el año: a diario únicamente por la tarde-noche; durante los fines de semana, desde la mañana hasta por la noche.
Tres de las salas estarán completamente preparadas con equipos para los ensayos, y una incluso cuenta con platos y mesa de mezclas para los amantes del hip-hop. Las ocho restantes, mientras, se ofrecen vacías para permitir a los grupos instalar sus equipos.
Las primeras se alquilarán por 123 euros mensuales, mientras que las no equipadas costarán 87 euros al mes, unos precios muy por debajo de los de los locales de ensayo existentes en la capital.
Todas estas salas se encuentran en el centro municipal Primero de Mayo, ubicado en la calle Química, y prestan servicio a 17 bandas en total. A partir de ahora, podrán ensayar unos 25 grupos, aunque seguirá habiendo lista de espera, y eso que cada banda no puede permanecer más de dos años en el local para que todos los aficionados a la música los vayan disfrutando.
Que no se repita el drama de 2001
«Se trata de dignificar el trabajo diario de ensayo de grupos de músicos jóvenes, que se quieren preparar para dar el salto profesional», explicó ayer el alcalde, el socialista Rafael Gómez Montoya, recordando la «larga tradición de apoyo y entusiasmo por el rock» existente en Leganés.
Gómez Montoya también resaltó que, con la apertura de estos nuevos locales de ensayo, se podrá pasar página al trágico suceso acaecido hace seis años, en diciembre de 2001, cuando cinco músicos murieron asfixiados en un local mal habilitado como sala de ensayo por una estufa en mal estado.
«Éstos cuentan con proyectos adecuados y planes de emergencia», destacó. Así, dijo, se podrá vencer la «penuria de los músicos jóvenes buscándose la vida para ensayar en locales no preparados para ello».
ABC, Viernes 23_11_2007